5 FACTORES DETERMINANTES PARA INICIARSE EN EL POWERLIFTING

Haciendo una descripción generalizada, el Powerlifting es, sin duda, la disciplina deportiva que mide la fuerza por excelencia y que llegó a España a finales de los años 70. Dicha disciplina combina tres tipos de levantamientos: la sentadilla, el press de banca y el peso muerto y consiste en levantar el máximo peso posible en cada una de ellas con un recorrido completo y según una normativa.

Soy David Segorbe, he practicado y promovido el Powerlifting desde principios del S. XXI hasta llegar al punto en el que para mí no es un deporte, sino que se ha convertido en un estilo de vida. Siempre me he mantenido firme al afirmar que el boom del Powerlifting en España comenzó con la llegada del Crossfit, dado que esta disciplina, incluye los tres movimientos del powerlifting como básicos. Esa afluencia masiva de deportistas que comenzaban practicando Crossfit y comprobaban que tenían grandes facultades para levantar peso, es lo que provocó que en pocos años este deporte pasase de ser minoritario a serlo menos, gracias a que se empezaron a crear nuevos clubes por todo el país y podíamos comprobar que el número de atletas en las competiciones se incrementaba notablemente.

Es por este motivo por el que cada vez son más las personas que quieren iniciarse en este deporte, y para ello, os quiero guiar con este artículo para que sepáis cual es la mejor manera de hacerlo.

5 Consejos para iniciarte en Powerlifting con éxito

1. Hazte con un kit de entrenamiento Powerlifting básico

Lo primero que tenemos que tener en cuenta al iniciarnos en el Powerlifting es que vamos a trabajar con cargas y por ello tenemos que utilizar una equipación adecuada que nos facilite los levantamientos y que reduzca el riesgo de lesión. Incluso para iniciarnos, es necesario disponer de un equipamiento básico. No podemos empezar a trabajar con un material inadecuado y mucho menos al inicio, ya que podríamos adquirir una técnica inadecuada.

En un post reciente te expliqué al detalle todo sobre el kit de entrenamiento para powerlifting.

2. Busca un entrenador especializado.

Dado que vamos a practicar una disciplina muy técnica, es conveniente ponernos en manos de alguien capacitado y con experiencia que nos periodice un plan de aprendizaje acorde al estado de forma con el que partimos.

Por suerte, en los últimos años, han surgido preparadores físicos especializados en esta disciplina que nos pueden facilitar bastante nuestros inicios. Además, hoy en día contamos con herramientas cuya efectividad está contrastada por estudios científicos que nos permiten periodizar, personalizar y llevar un seguimiento mucho más exhaustivo de nuestro plan de entrenamiento desde el principio.

Nunca te inicies por tu cuenta sin saber si estás actuando bien o mal.

3. Usa un material adecuado y asegúrate una técnica correcta

Este es bajo mi punto de vista un factor determinante que marcará sin duda si nuestro paso por el powerlifting va a ser temporal o será para siempre.

Cuando nos decidimos a levantar peso, es requisito indispensable asegurarnos de entrenar en un sitio donde podamos disponer de un material adecuado y de calidad. Este material está diseñado expresamente para realizar entrenamientos pesados, y como tal, reúne una serie de requisitos que nos evitarán de muchas lesiones.

Barra y discos olímpicos y calibrados, así como un soporte de sentadilla y banca regulable con soportes de seguridad son imprescindibles para evitar accidentes y sobre todo para tener la cabeza centrada en el levantamiento y no en que si fallo puedo tener un problema.

Por otra parte, quitaros de la cabeza que el powerlifting consiste en comprobar cada día cuánto peso somos capaces de levantar en cada movimiento semana tras semana. Durante muchos años he comprobado que hay personas que usan este erróneo sistema acompañado de una técnica mala y os puedo asegurar que antes o después os pasará factura.

Cada movimiento tiene un recorrido y una técnica y dado que nuestro objetivo es levantar peso, tenemos que involucrar en el levantamiento el mayor número de grupos musculares posible. Veo a menudo a personas haciendo peso muerto pesado tirando únicamente de lumbar, he visto sentadillas realizadas de puntillas y sin romper la paralela y he visto preses de banca con los pies en el aire y frenando en seco el recorrido de la barra a mitad de camino sin llegar a tocar el pecho.

Lo más importante al iniciarnos en el levantamiento de potencia es adquirir una técnica perfecta tanto en sentadilla, como en press de banca o en peso muerto. Llevo muchos años preparando a chicos y chicas y los comienzos pueden llegar a ser aburridos en el aspecto de que hay casos en los que la persona tarda varios meses sólo en aprender la técnica adecuada de cada movimiento. Os puedo asegurar que una vez que consigáis una buena técnica, los kilos vendrán solos.

4. Establece una toma de marcas para tener un referente en las planificaciones

Una vez que hayas conseguido una técnica depurada y estés siguiendo un programa específico elaborado por tu entrenador, debes de realizar una toma de marcas. Una toma de marcas es como un simulacro de competición, pero hecho en el gimnasio. En él lo que vamos a averiguar es cuál es nuestra RM en cada uno de los tres movimientos, y por tanto con esa cifra poder llevar a cabo una planificación de nuestros entrenamientos más ajustada a valores reales.

Empezaremos por la sentadilla, seguidamente pasaremos a la banca y acabaremos en el peso muerto. Este es el orden que siguen los levantamientos en una competición oficial así que realizaremos nuestros tres intentos de cada uno marcándonos cifras lógicas y alcanzables. Os aseguro que en esa primera toma de marcas os sorprenderéis a vosotros mismos y será el momento en el que disfrutaréis de este deporte.

5. Debuta en una competición oficial.

El último paso de todos sería aventurarnos a competir. Habrá muchos de vosotros que únicamente queráis practicar este deporte sin tener que experimentar el estrés que conlleva una competición, pero os puedo asegurar que será ese día en el que muchos de vosotros convirtáis vuestro deporte en vuestra forma de vida.

 

Cuando realizamos una toma de marcas, lo hacemos en nuestra zona de confort, en nuestro gimnasio, con nuestro entrenador, nuestros amigos apoyándonos y en un entorno cercano y familiar. Sin embargo, en una competición oficial, vamos a tener delante a unos jueces buscando el más mínimo fallo para regalarnos una luz roja, unos tiempos estimados de calentamiento y para realizar cada movimiento, un pabellón fijando todas sus miradas en nosotros y por consiguiente, una adrenalina por las nubes q

ue en la mayoría de los casos se convierte en unas marcas impensables para nosotros.

No ha habido ni un solo caso de los chicos y chicas que entreno que hayan venido decepcionados de su primera competición. Ese estrés y esa adrenalina son los que nos hacen superarnos hasta el punto de que kilajes con los que entrenando nos parecían imposibles, se convierten en reales.

Os aseguro que teniendo en cuenta estos cinco consejos, empezaréis a disfrutar de este deporte como lo hacen cada vez más practicantes de una forma saludable y lo más importante, descubriréis la diferencia entre ESTAR FUERTE Y PARECERLO.

Os recuerdo también que estoy a vuestra disposición para resolver cualquier duda relacionada con este deporte, así como informaros de que a través del departamento de OSS FORMACIÓN de Oss Fitness, podéis solicitar en vuestro centro, charlas o seminarios sobre powerlifting y powerbuilding personalizados.

 

David Segorbe.

Campeón del Mundo y Campeón de Europa de Powerlifting

Facebook

Instagram

COMPARTIR EN
TwitterFacebookwhatsapplinkedIn