6 claves del entrenador personal “perfecto”

Hoy en día la figura del PT (Personal Trainer) o Entrenador Personal, ha pasado a ser una pieza clave en cualquier gimnasio y centro Fitness.

La figura del monitor de sala, como la entendíamos hace unos años, ha sido desplazada en la mayoría de casos. Podríamos decir incluso, con todo el respeto del mundo, que ha sufrido una degradación hasta quedarse en un “recogedor de pesos libres”.

El PT como producto, como podríamos llamarlo desde el punto de vista del marketing, ya no es algo al alcance de unos pocos. Se ha extendido y generalizado de modo que hoy en día prácticamente cualquier persona que lo desee puede contratar los servicios del PT, aunque tan solo sea una sesión por semana, por ejemplo.

No obstante, también cabe decir que últimamente el PT está perdiendo la calidad de sus inicios. Da la sensación de que cualquier persona que haya realizado unos cursillos básicos como instructor, puede trabajar ya como PT. Esto es algo que, a mi modo de ver, está lejos de la realidad que debería ser.

¿Quieres recibir estos artículos por e-mail?

¿Qué debe tener el Personal Trainer “perfecto”?

  1. Debería tener conocimientos teóricos y, al menos básicos, de anatomía, kinesiología y entrenamiento aeróbico y anaeróbico. Esta parte teórica siempre podrá ser mejor enfatizada si conocemos la parte empírica, de modo que podamos poner toda esa teoría a la práctica.
  2. Aunque no sea algo obligatorio, y en la mayoría de casos se derive al médico o especialista en nutrición, el PT debería también tener conocimientos básicos de nutrición, tanto de micronutrientes como de macronutrientes. Además, saber ponerlo en práctica y adaptar lo que podríamos llamar “consejos nutricionales” a cada cliente.
  3. Dentro de la parte de nutrición no queda exenta la de suplementación que la acompaña. Conocer el mercado en este aspecto puede ayudar a seleccionar los mejores productos en cada caso, maximizando los resultados con un presupuesto limitado.
  4. Por otra parte, el PT tiene que poseer una personalidad carismática, divertida-simpática, dinámica e incluso elocuente en muchos casos. No debe mostrar durante su sesión de trabajo sus problemas personales, su estado bajo de ánimo, etc. sino todo lo contrario.
  5. Por supuesto que el PT ha de mostrar una imagen corporal aseada, limpia y en buena forma durante la mayor parte del año. Del mismo modo su indumentaria, aunque deportiva, debe de ir a la moda y poseer un mínimo de estilo y clase.
  6. El psicólogo: no podemos dejar de lado esta parte fundamental dentro de la figura que estamos tratando. Recordemos que el PT es en el 90% de los casos el “enchufe” al cual los clientes vienen a recargar sus pilas y muchas veces unas palabras, una conversación o una frase de apoyo puede marcar la diferencia y ser mucho más importante que la sesión de entrenamiento en si.

¿Creéis que son muchas cualidades englobadas en una sola persona?¿Pensáis que las poseéis todas y estáis a la altura de las circunstancias?

Entonces os recomiendo que os dediquéis a ello y podáis disfrutar de ganaros la vida haciendo algo que realmente os gusta y que, en muchos casos, conlleva una recompensa personal y humana que supera con creces a la laboral-económica.

Xisco Serra
Asesor deportivo & Coach
@xiscoserra
www.xiscoserra.club

COMPARTIR ENTwitterFacebookwhatsapplinkedIn

Artículos relacionados que te pueden interesar:

¿Cuáles son las tendencias en gimnasios para el 2021?

10 acciones para combatir los efectos negativos de la pandemia en centros fitness

Súper Digitalización, lleva tu gimnasio a la siguiente fase

CARACTERÍSTICAS DE UN BOX DE CROSSTRAINING

EMPRESA CERTIFICADA nsca
PRESENTES EN arnold_spain fibo bodyfitness
SITIO OFICIAL DE VENTA masenforma